REMODELANDO EL PROCEDIMIENTO DE ENSEÑANZA-APRENDIZAJE

Fuente imagen: freepik.es

Cuando pienso en el modelo de enseñanza-aprendizaje tradicional, recuerdo mi primera clase en la Facultad de Derecho. Un gran anfiteatro atestado de alumnos y un profesor, con un semblante muy serio, que desparramaba sus conocimientos pedagógicos sobre Derecho, que los alumnos intentábamos asimilar.

En la presente publicación, quiero analizar ese modelo tradicional del procedimiento de enseñanza-aprendizaje, sus principales características, ventajas e inconvenientes, a través de un ejemplo de situación con éstas características para, posteriormente, redefinirlo utilizando diferentes estrategias y técnicas de aprendizaje.

Para comenzar, vamos a partir de una clase de FOL donde el profesor van a explicar los siguientes contenidos:

Fuente: Elaboración Propia

MODELO TRADICIONAL DEL PROCEDIMIENTO DE ENSEÑANZA-APRENDIZAJE

Partiendo de nuestro ejemplo, el profesor, dentro del modelo tradicional, imparte una clase magistral de 2 horas de duración, utilizando como únicos recursos para explicar la materia unas dipositivas en Power point y una pizarra tradicional.

La principal característica del sistema tradicional es que éste se fundamenta sobre un modelo de comunicación informativo o unidireccional, donde el profesor transmite sus conocimientos de forma directa al alumnado, que constituyen un elemento pasivo dentro del procedimiento de enseñanza-aprendizaje.

En base al estudio realizado por el pedagogo García-Hoz (1998), las estrategias de aprendizaje que utiliza este profesor para planificar, aplica y evaluar su clase magistral en relación con las funciones del pensamiento, se cuadran dentro de la fase adquisitiva, es decir, la principal herramienta de aprendizaje del alumno es la memoria, su función es intentar comprender y memorizar la información mediante la práctica y repetición. Sin embargo, este modelo tradicional no entra nunca en la etapa reactiva, el alumno siempre tiene un papel pasivo dentro del procedimiento enseñanza-aprendizaje y el profesor nunca desempeña su papel de innovador.

El alumno capta y selecciona la información mediante técnicas cómo el subrayado o la toma de apuntes de la exposición de contenidos que realiza el profesor (recepción), la cuál se convierte en conocimiento mediante técnicas como la realización de esquemas o mapas conceptuales (reflexión) y memoriza dichos conocimientos mediante técnicas como repasos o visualizaciones (memorización).

Por otro lado, los exámenes son la técnica que le permite al profesor evaluar el grado de adquisición de los alumnos por parte del alumnado.

Con respecto a las herramientas tecnológicas, este sistema las utiliza como una mera sustitución de los medios tradicionales, tal y como señalaba Pontedura (2010) en la descripción del modelo SAMR, que recoge los diferentes usos que puede hacer un profesor con estas herramientas. Esto es, se queda en un uso cómodo de ellas, ciñéndonos a nuestro ejemplo, el profesor utiliza unas diapositivas para sustituir sus apuntes en una pizarra tradicional, no se aprovecha de ellas para transformar el procedimiento enseñanza-aprendizaje.

Este sistema, tradicionalmente, era muy popular por su fácil aplicación y porque permitía que un sólo profesor pudiera encargarse de la educación de una gran cantidad de alumnos. Pero, por otro lado, no está exento de críticas, pues, tanto algunos alumnos como los propios profesores, lo consideran un modelo predecible y poco estimulante.

Por todo ello, vamos a tratar de remodelar esa clase magistral, utilizando distintas estrategias y técnicas de aprendizaje.

REDEFINICIÓN DE SITUACIÓN PLANTEADA BAJO EL MODELO TRADICIONAL

Para elaborar una estrategia didáctica con la que redefinir la clase magistral que hemos propuesto como ejemplo, debemos seguir las siguientes fases:

A. Fase Previa o preplanificación:

Durante esta primera fase, debemos analizar los conocimientos pedagógicos que queremos transmitir a nuestros alumnos. Esto es, debemos revisar qué competencias les queremos transmitir, su alcance, perfil, criterios de evaluación, etc.

En base al ejemplo expuesto, en nuestra clase queremos desarrollar y transmitir los siguientes contenidos:

  1. Concepto y ámbito de aplicación del Convenio Colectivo.
  2. Contenido mínimo del Convenio Colectivo.
  3. Fases del proceso de la Negociación Colectiva.

Y, una vez ya tenemos claro lo qué vamos a tratar en clase, procedemos a establecer las competencias y objetivos que queremos alcanzar y los criterios de Evaluación. Siguiendo con nuestro ejemplo, en nuestro caso serían los siguientes:

Objetivos:

  1. Analizar las fases del proceso de la Negociación Colectiva.
  2. Distinguir los diferentes tipos de acuerdo en la Negociación Colectiva.
  3. Identificar los representantes de las partes intervinientes en el proceso de Negociación Colectiva.
  4. Analizar un Convenio Colectivo, su estructura, contenido e identificar quién está legitimado para firmarlo.

Criterios de Evaluación:

  1. Se ha descrito el concepto, las consecuencias y las medidas que se derivan de un Convenio Colectivo.
  2. Se ha manejado el convenio colectivo de su sector y se han analizado las condiciones de trabajo que establecen.

B. Fase de inicio o motivación:

Posteriormente, debemos analizar cómo motivar al alumno, captando su atención y estimulando su interés y participación en la clase.

Mientras en el sistema tradicional, nos encontrábamos en un modelo de comunicación unidireccional, donde el profesor transmite sus conocimiento pedagógicos y el alumnado los absorbe, adoptando un papel totalmente pasivo dentro de la clase, ahora debemos darle un giro de 360 grados y emplear modelos de comunicación bidireccionales y multidireccionales, donde interactúen alumnos y profesores, facilitando el procedimiento de aprendizaje y estimulado lo positivo de los alumnos.

En definitiva, lo que se trata es de promover el feedback dentro de la clase, que favorezca la aparición de una actitud receptiva, que ya no nos quedemos en una fase adquisitiva del procedimiento de enseñanza-aprendizaje, sino que pasemos a la fase reactiva. En esta fase reactiva, se fomentará la creatividad y la transparencia del conocimiento adquirido en la fase adquisitiva del conocimiento (fase extensiva), trabajaremos la comunicación verbal mediante técnicas como resúmenes o exámenes (expresiva simbólica) y se desarrollara la expresión técnica y artística en la práctica (fase de expresión práctica).

En base al ejemplo que planteábamos, pues creo que nuestro objetivo en esta fase es conseguir que estén motivados, animarles a participar en las actividades propuestas y hacerles sentir que son los verdaderos protagonistas del procedimiento de enseñanza-aprendizaje. Más concretamente, yo les haría ver la importancia de la existencia de los convenios colectivos, les animaría a buscar el convenio aplicable a su sector y a analizarlo, sus posibilidades de luchar por una mejora en sus condiciones laborales, etc. En definitiva, captar su atención y hacerles ver en qué zona de desarrollo están y qué zona podrían alcanzar (zona potencial).

C. Fase de Ejecución o desarrollo:

Durante el desarrollo de esta fase, debemos seleccionar y elaborar las actividades y recursos que vamos a utilizar para que el alumnado adquiera las competencias.

Para remodelar la clase de la situación propuesta, yo propondría que se realizaran las siguientes actividades:

  1. Exposición de contenidos clave: en primer lugar, me valdría un poco del sistema tradicional, exponiéndoles a los alumnos las ideas clave de forma resumida, para que conozcan los contenidos que vamos a tratar. Para que de esta forma tengan unas nociones teóricas que les faciliten su intervención y participación en las demás actividades que propondremos a continuación.
  2. Kahoot: posteriormente, utilizaremos la plataforma kahoot, donde el profesor creará un cuestionario de evaluación para, posteriormente, crear un concurso en clase entre todo el alumnado y así reforzar su aprendizaje.
  3. Role-playing: finalmente, prepararemos un role-playing, en el que dividiremos a los alumnos en dos grupos (un grupo representará a las empresas y el otro grupo a los trabajadores). Ambos buscarán el convenio aplicable al sector para el cuál se están formando dentro de la Formación Profesional, lo analizarán y, después, representaremos un proceso de negociación colectiva en clase, y el grupo que representa a los trabajadores promoverán un aumento del salario del 20 % y los que representan a los empresarios deben promover que no se suba cuantía alguna.

De esta forma, adoptamos un nuevo uso de las herramientas tecnológicas, es decir, ya no se utilizan como una mera sustitución de las herramientas tradicionales, sino que estamos creando nuevas tareas que redefinen el procedimiento de enseñanza-aprendizaje. Y, asimismo, hemos pasado de un modelo de comunicación unidireccional en una primera fase y, posteriormente, le hemos dado más participación y protagonismo al alumnado, aplicando un modelo multidireccional, donde profesor y alumno se nutren de sus interacciones en el procedimiento de enseñanza-aprendizaje.

D. Fase de Conclusión o cierre:

Finalmente, a través de las técnicas utilizadas, el alumno adquiere las competencias necesarias en relación con los contenidos explicados, ya no como un sujeto pasivo del procedimiento de enseñanza-aprendizaje, sino desarrollando sus aptitudes dialécticas, de síntesis, de análisis, etc., fomentando el trabajo en equipo con todos sus compañeros y motivándolo y convirtiéndolo en verdadero protagonista de su procedimiento de enseñanza-aprendizaje.

ROLES ADOPTADOS POR EL DOCENTE Y EL ALUMNO

Tras la redefinición de la situación propuesta, el docente adquiere nuevos roles:

  1. El docente como DJ: el docente actúa como creador de contenido y experiencias de aprendizaje, no como mero transmisor de los contenidos de su materia, enriqueciendo las clases con nuevos recursos, en este caso, el concurso a través de la aplicación Kahoot y el role playing planteado.
  2. El docente como community manager: el docente cambia de un modelo unidireccional de comunicación a uno multidireccional, a través de las técnicas empleadas, convirtiendo el grupo en una comunidad de aprendizaje atractiva y motivadora para sus alumnos.
  3. El docente como coach: el docente pasa de ser un mero transmisor de contenidos a ser entrenador de habilidades y actitudes, desafiando a sus alumnos a ser los creadores de su proceso de enseñanza-aprendizaje.

Por su parte, el alumno deja de ser un sujeto pasivo del procedimiento de enseñanza-aprendizaje, y se convierte en el verdadero protagonista de su aprendizaje, estableciendo una interdependencia comunicativa eficaz.

PRINCIPIOS DIDÁCTICOS QUE INTERVIENEN EN LA SITUACIÓN REDEFINIDA

  1. Principio de socialización: toda estrategia educativa pretende concienciar al alumno sobre su entorno, puesto que la enseñanza se entiende en, por y para la sociedad. En nuestro caso concreto, las estrategias diseñadas permiten que el alumno tenga conciencia sobre la realidad social y la aplicabilidad de los contenidos impartidos, como son los convenios colectivos y la importancia de su contenido y aplicabilidad en las relaciones laborales.
  2. Principio de creatividad: favorece la originalidad y fomenta la expresión individual para preparar al alumno para vivir en un mundo en constante cambio.
  3. Principio de autonomía: este principio se asocia a la responsabilidad progresiva del alumnado y fomentar su capacidad para tomar decisiones propias, en base a los conocimientos adquiridos.

REFLEXIÓN

Tras analizar el sistema tradicional del procedimiento de enseñanza-aprendizaje y, posteriormente, redefinirlo, a pesar de las múltiples críticas que recibe este sistema, tengo que decir que lo considero un sistema útil, que tiene sus ventajas y que no debería caer en el desuso, sino ser complementado con nuevas estrategias y técnicas educativas.

Si bien es cierto que, por un lado, el sistema tradicional se centra exclusivamente en la memorización de la información y no tanto en la comprensión de ésta; los métodos de evaluación generan frustración y estrés en los alumnos. Asimismo, la memorización de datos no suele ser ventajosa para el desarrollo de habilidades necesarias para enfrentarse a la realidad social y está demostrado que la mayoría de conocimientos adquiridos por este método acaban por olvidarse con el paso del tiempo.

No obstante, por otro lado, El sistema tradicional es un sistema que posibilita la transmisión de conocimientos a un gran número de persona a la vez, sin la necesidad de poseer muchos recursos educativos. Es la manera más efectiva de transmitir datos puros como fechas y datos numéricos. Asimismo, genera autodisciplina y favorece el desarrollo del esfuerzo personal del alumnado y favorece los procesos de memoria.

En definitiva, yo creo que no se debe prescindir de la clase magistral, puesto que es un método eficaz para la memorización de unas nociones mínimas que nos llevaran a poder realizar otro tipo de actividades, y complementar las clases magistrales con nuevas técnicas que den lugar a un nuevo enfoque del procedimiento de enseñanza-aprendizaje, involucrando más al alumno, fomentando su participación y convirtiéndolo en el creador de su procedimiento de aprendizaje.

REFERENCIA BIBLIOGRÁFICA

Amayuela, G., Colunga, S. A. y Álvarez, N (2005). Docencia universitaria y comunicación educativa. Contextos Educativos: Revista digital de educación y nuevas tecnologías, 36.

García-Hoz, V. (1988). La práctica de la educación personalizada. Madrid: Ediciones Rialp.

Hernández, C. A. y Guárate, A. Y. (2017). Modelos didácticos para situaciones y contextos de aprendizaje (pp. 21-37). Narcea Ediciones.

Kaplún, M. (1998). Una pedagogía de la comunicación. Madrid: Ediciones de la Torre.

González, R. (2015). Manual de emergencia para agentes de cambio educativo (pp. 53-73). Ciudad de México: Ediciones Granica.

Morales Cabezas, S. (2017): Programación Didáctica de Módulo. Instituto de Educación Secundaria Guadalpin. Málaga.

Rovira Salvador, I. (s. f.). Psicología y Mente. Recuperado 23 de abril de 2020, de https://psicologiaymente.com/desarrollo/modelo-pedagogico-tradicional.

Principios Didácticos. (2019, marzo 14). Recuperado 23 de abril de 2020, de http://didacticabg.blogspot.com/p/principios-didacticos.html

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s